Convento Agustinas Canónigas

En la misma calle Mayor se ubica lo que queda de este conjunto conventual. Se desconoce la fecha que se asentaron la congregación en la ciudad, hay documentos que lo data a finales del siglo XVI. Las dependencias conventuales fueron reformadas a comienzos del siglo XX por el arquitecto Jerónimo Arroyo, siguiendo un gusto neoplateresco, se conserva su portada de piedra con arco de medio punto flanqueada por columnas. Hoy albergan las oficinas de ayuntamiento de la ciudad. La iglesia de San Agustín dedicada al culto cuya fachada en piedra, de estructura clásica compuesta por dos cuerpos y rematado en frontón.